El contacto se realiza de manera telefónica, proporcionándoles información de interés sobre la crisis sanitaria del COVID19, consejos para este sector de población o iniciativas municipales de voluntariado y ocio.
Los hogares del Pensionista de San Pedro y Lo Pagán están cerrados desde el pasado 12 de marzo, como consecuencia de la crisis sanitaria derivada de la pandemia por COVID19, aunque desde la concejalía de Bienestar Social se mantiene un contacto permanente con las juntas directivas de ambos centros y los usuarios de los mismos.
Así, se han realizado más de 300 llamadas telefónicas para conocer la situación de estos mayores, escucharlos y transmitirles información de su interés sobre la evolución de la crisis sanitaria, medidas y recomendaciones para prevenir contagios, información práctica de interés, relativa al uso de mascarillas, las visitas o consultas médicas, servicios de ámbito municipal como apoyo psicológico, teleasistencia, comercios con servicio a domicilio, etc.
Este seguimiento también se ha realizado a través de un grupo de WhatsApp, con 319 usuarios, en el que los mayores están poniendo en practica lo aprendido en los cursos de manejo de móviles impartidos en estos centros en los pasados meses.
Desde la concejalía se resuelve también cualquier duda, consulta o necesidad que trasladan los mayores y actividades lúdicas y de voluntariado llevadas a cabo en el municipio, como la campaña de confección de mascarillas en la que participan un nutrido grupo de usuarios de los hogares.
Por otra parte, en los dos centros se están realizando tareas de limpieza y desinfección para cuando sea posible la vuelta a prestar servicio de modo presencial. Los mayores del municipio pueden recibir la información referida a este colectivo a través de los teléfonos de los Hogares: 968 180 853 968 185 343.

A %d blogueros les gusta esto: